TRABAJAR, REINVENTARSE O MORIR

Oropesa del Mar es un municipio que vive principalmente del turismo, de sus playas y alrededores. Tiene un potencial inmenso, que no se aprovecha, y no nos extrañe que en breve comerciantes y negocios tengan que valorar, cerrar y marcharse a otros municipios, con mejores opciones de negocios y temporadas  turísticas más largas. No es muy normal que la temporada turística en Oropesa no se prolongue más de dos meses. Cualquier negocio, no puede subsistir con un periodo tan corto porque el resto del año estamos a “verlas venir”. No es bueno que a las 10 de la noche en plena campaña veraniega, apenas existan grandes actos festivos, lúdicos o conciertos que sean un atractivo turístico y que invite al turista a salir, a quedarse  y a tener unas noches de ocio inolvidables, para repetir. Los jóvenes no quieren venir porque no hay nada para ellos, los del municipio, se marchan a localidades más cercanas como Benicassim o Peñiscola que si contemplan este tipo de ocio. No existen grandes eventos, que además del propio turismo, enganche a otras gentes de manera puntual, o por varios días, donde la  propia estancia y consumo también se sumen, y se reviertan en los negocios. Nos hemos quedado con cuatro eventos deportivos, que no aportan nada a la inmensa mayoría de los negocios. Nos hemos convertidos en un pueblo fantasma, sin futuro por las políticas erróneas de los últimos 15 años donde no se ha tenido en cuenta ni al turista, ni al turismo, ni a los vecinos y menos  a los comerciantes , mientras en otras localidades se reinventan con todo tipo de iniciativas, para que la temporada de turismo en su municipio se prolongue. En nuestra localidad poco o nada ocurre en este sentido, llegado el final del verano parece que con un “plato de paella” todo está solucionado. Aprendamos y copiemos de otros municipios,  el ejemplo del Alcalde de Peñiscola (Andrés Martínez) que se desvive por su localidad con iniciativas de todo tipo para prolongar la campaña y atractivo turístico de su pueblo, frente a la inacción o falta de ideas de lo que ocurre en Oropesa. Mientras otros alcaldes promocionan y reinventan durante todo el año  a su municipio, el nuestro debe de estar “JUBILADO”  en el amplio sentido de la palabra. Muchos de los turistas no vuelven, hay están los resultados y las diferencias, y no se trata de acudir a todas las ferias turísticas para promocionar el municipio.

A %d blogueros les gusta esto: